image_480Esa semana tuvimos la oportunidad de asistir a las jornadas sobre tecnologías lingüísticas CervanTIC que organizaron la  Plataforma del Español, la Universidad de Alcalá y el Instituto de Ingeniería del Conocimiento en el seno de la Universidad de Alcalá de Henares.

No tardamos ni un segundo en decidirnos a asistir en el preciso instante en el que vimos que estas primeras jornadas CervanTIC tendrían un bloque especialmente dedicado a la traducción automática. No porque en Trágora Formación seamos los mayores defensores de esta… ¿cómo llamarlo? ¿Modalidad? ¿Tendencia? ¿Amenaza? ¿Engañabobos? ¿Solución para todos los males?… Por este mismo motivo no podíamos perdernos el elenco de ponencia que constituían este bloque, porque no sabemos exactamente en qué consiste la traducción automática ni cuales son sus ventajas o inconvenientes.

Se encargaron de arrojar luz al respecto:

  • Fernando Moreno-Torres Camy. BERCA Translator. Ponencia: Traductor automático Victor Translator.
  • Celia Rico. Universidad Europea de Madrid. Ponencia: Proyecto IN.MIGRA2-CM. La población migrante de la Comunidad de Madrid. Estudio multidisciplinar y herramientas para la integración sociolingüística.
  • Juan Antonio Pérez Ortiz. Universitat d’Alacant / Proyecto Apertium. Ponencia: Apertium: desarrollo colaborativo de una plataforma de traducción automática de código abierto.
  • María Illescas Goldaracena / Berta Fernández Ceballos. Ponencia: Elección de proveedores de traducción automática y selección de un nuevo motor.

De entre ellos destacaron dos ponentes:

Juan Antonio Pérez con el Proyecto Apertium, que desde el principio sentenció la utilidad de la traducción automática:

«Gracias a la traducción automática podemos apañarnos para comprar en una tienda on-line, por ejemplo. Pero no es una traducción de calidad».

CkB_UyTXEAA1m4zLa segunda revelación fue Celia Rico, profesora de la Universidad Europea de Madrid, que dirige un completo proyecto para llevar la traducción automática al tercer sector social, allí donde es necesario comunicarse y donde solo llegan las ONG y los servicios de mediación efectuados por voluntarios. Celia dejó claro que actualmente la traducción automática no ofrece calidad y que, si la queremos usar con fines profesionales, debe contar con una revisión manual por parte de un profesional y, además, se debe contar con la percepción de la calidad por parte del profesional y del usuario final.

Entonces, ¿la traducción automática es algo bueno o algo malo? ¿Nos va a quitar el trabajo o va a hacer un trabajo que nunca hemos hecho anteriormente? ¿La traducción automática está enfocada al usuario que jamás iba a pagar por una traducción profesional? ¿Se puede profesionalizar la traducción automática? Fueron demasiadas las preguntas que se nos quedaron sin responder durante el CervanTIC, por lo tanto hemos ofrecido a Celia Rico que se pase por los #HangoutsTrágora y despeje todas las dudas de nuestros espectadores. Ha aceptado y aquí lo tenéis.

Fue una sesión enriquecedora y entendamos por qué hay tanto empeño en crear una máquina que traduzca todos los idiomas del mundo y que traspase las películas de ciencia ficción como Star Trek o  La guía del autoestopista galáctico, y hasta el fantástico mundo del cómic, en el que el anillo de poder de los Linternas Verdes tiene la habilidad de traducir e interpretar todos los idiomas del universo.

IMG_20160611_230410